“La Universidad Pedagógica Experimental Libertador, en su rol de liderazgo en la formación de docentes en Venezuela, ha dado respuesta en el ámbito temporal, espacial e histórico a los requerimientos de un país que demanda un currículo pertinente, basado en la responsabilidad social y congruente con los objetivos, misión y visión de la Universidad y las necesidades del país”.

La afirmación la hizo la vicerrectora de Docencia, Doris Pérez, al referirse a la trascendencia del nuevo diseño curricular de la UPEL (2015), que comenzó a aplicarse a  finales del año pasado y cuyo segundo período académico ya dio inicio.

La Vicerrectora considera que a lo largo de su existencia la UPEL ha cumplido con su finalidad de preparar el recurso humano que demanda el sistema educativo venezolano y mantener la más alta calidad académica de los profesionales de la docencia, de acuerdo con las tendencias mundiales y las necesidades del país, al tiempo que ha asesorado organismos gubernamentales e instituciones de educación universitarias.

Esto ha sido posible gracias a que la UPEL es una institución con una visión de avanzada que le permite crear, construir y actualizar sus diseños curriculares en forma continua y permanente. En 1996 se concretó un diseño con un nuevo plan de estudios. A partir del 2006 se generó la propuesta del proceso de modernización y transformación curricular, concluyendo en el 2011 la modernización. Durante la actual gestión se construyeron y fueron aprobados los diseños curriculares 2015 por parte del Consejo Universitario y autorizados por OPSU-CNU, para su implantación en el período académico 2017-II.

1984-1987 la Universidad rediseñó su currículo, luego en 1996 hizo un nuevo diseño con un nuevo plan de estudios. En el lapso 2005 al 2011 se llevó a cabo la modernización curricular y en 2015 se realizó la transformación curricular con 29 diseños.

La UPEL también ha estado presente en los más importantes escenarios nacionales e internacionales en materia educativa. “En el Proyecto Tuning América Latina participamos en la construcción, elaboración y propuesta de lo que iba a ser el currículo de Latinoamérica”, destaca la Vicerrectora Académica.

Efectivamente, el actual currículo de la UPEL contiene una serie de lineamientos que lo ubica a la vanguardia en Venezuela y en la región latinoamericana. Por ejemplo, el Mercosur marcó pautas en materia curricular que permiten el reconocimiento de los estudios en cualquiera de los países que integran el mercado común. En tal sentido, Doris Pérez afirmó que la UPEL cumplió con los requisitos y condiciones exigidas para que el currículo de esta Casa de Estudios sea pertinente, congruente y en correspondencia con la alianza latinoamericana.

Un claro ejemplo de ello es la unidad crédito, la cual fue consensuada a nivel latinoamericano y la UPEL la adoptó en su transformación curricular. “Nuestra Universidad llevó a la práctica los diseños en función de ello, es decir, lo llevamos al nivel operativo”, asegura la autoridad académica. A través del Crédito Latinoamericano de Referencia señalado por el Proyecto Tuning se busca favorecer el desarrollo de una reforma curricular en la que el sistema de créditos optimice el currículo centrado en el estudiante, en su aprendizaje y en su capacidad de aprender. Asimismo, promueve la movilidad estudiantil entre las universidades latinoamericanas, “mediante un sistema compartido de reconocimiento del trabajo académico estudiantil”.

Escrito por: Angley Vivas